www.yafahbeautycenter.com
Porque sabemos que deseas realzar tu belleza!

¿Qué es y como se trabaja?
​RADIOFRECUENCIA PROFESIONAL
La radiofrecuencia, es un equipo profesional con una potencia que solo muy pocos equipos en México la tienen. Es avalado médicamente como un método avanzado para mejorar la laxitud de la piel, sin incisiones ni periodo de recuperación, es tecnología de punta para el tratamiento del envejecimiento facial y corporal. La radiofrecuencia es una nueva alternativa para la celulitis y flacidez y moldeo corporal, así como el mejoramiento facial atacando arrugas y provocando lifting (estiramiento) facial. 


cómo es y sus beneficios

como funciona

La radiofrecuencia de Yafah Beauty Center consiste en aplicar energía a través de la superficie de la piel (elevación térmica tisular), y determina la inmediata contracción de las fibras de colágeno en las capas profundas de la piel, induce un proceso de formación de nuevo colágeno, que producirá un rejuvenecimiento progresivo y duradero de la zona tratada.

El equipo con el que cuenta Yafah Beauty Center, cuenta con tres diferentes 
cabezales, los cuales se usan dependiendo el área a tratar, y van desde las zonas 
periorbitales hasta la espalda o glúteos

La gran innovación de los tratamientos no abrasivos como la radiofrecuencia es que respetan la epidermis, con mínimo enrojecimiento la piel y sin dañar su capa externa. 

Efectos

BENEFICIOS DE LA RADIOFRECUENCIA

Rejuvenecer la piel, reducir la flacidez corporal, reafirma la zona perilabial (la que circunda los labios). Combate la flacidez en el rostro, flacidez en el cuello, reafirma senos y glúteos. Remodela el contorno corporal, reduce volumen, elimina la celulitis y reafirma la zona periorbital (La que circunda los ojos).


FAVORECE LA CIRCULACIÓN SANGUÍNEA y DRENA EL CUERPO

Las ondas electromagnéticas aumentan la circulación en la zona objeto del tratamiento.


Genera drenaje linfático que favorece la eliminación de líquidos estancados en el 

tejido adiposo. 
MIGRACIÓN DE FIBROBLASTOS

Los fibroplastos son las células de la dermis responsables de la secreción de fibras de elastina y de colágeno, por lo que su migración refuerza la estructura de este último.

Los mejores tratamientos!

ES EL MOMENTO DE CONSENTIRTE

Agenda tu cita y disfruta los beneficios de la Radiofrecuencia

El procedimiento desde que llegas

La radiofrecuencia se aplica en Yafah Beauty Center, en un cabina personal, en una 

cama de masajes y faciales, cómoda, en un ambiente relajado, y se requiere que en la

parte tratada se ponga un gel conductor, inoloro, e incoloro, por lo que la persona 

deberá ponerse ropa adecuada (proporcionada por Yafah BC), es decir bata o tangas 

desechables, que faciliten la aplicación, e incluso, el o la interesada podrá llevar ropa 

que facilite el acceso al área a tratar. 

 

El aparato que se usará cuenta con 3 manerales que se usarán dependiendo la zona 

del cuerpo a tratar, y se aplica de tal forma, que se estimula el drenaje linfático, 

consiguiendo con ello, que el cuerpo con mayor facilidad deseche la grasa o toxinas 

del cuerpo.



La radiofrecuencia genera un campo eléctrico que cambia de positivo a negativo, lo 

que causa un movimiento rotacional de las moléculas que produce un calentamiento 

en la parte más profunda de la dermis actuando sobre el tejido adiposo. Dado que el 

aparato de radiofrecuencia tiene cabezales, se podrá aplicar la energía a distintas 

profundidades, y así tratar distintos tipos de celulitis, y también la laxitud facial y de 

otras áreas del cuerpo, estos cabezales o manerales, se mueven constantemente 

sobre la piel, evitando así lesiones como abrasiones y quemaduras en la piel.

El procedimiento es sencillo y para comprobar los resultados, previo a la sesión, se 

toman fotos y se marca la zona con un rotulador quirúrgico. A pesar de la alta 

temperatura que pueden alcanzar los tejidos, la aplicación de la radiofrecuencia no 

resulta molesta ni dolorosa. 

La radiofrecuencia explicada médicamente 

El doctor Julián Bayón, director de la Unidad de Medicina Anti-Aging de la Clínica Planas 
de Barcelona explica: los efectos de la radiofrecuencia pueden deberse al cada vez 
más estudiado fenómeno de la hormesis, una expresión de la relación entre la dosis 
suministrada y la respuesta obtenida. "Según este fenómeno -afirma el doctor Bayón- 
el cuerpo va produciendo una respuesta adaptativa ante la aparición de un estresor 
débil e intermitente lo que origina una mejor capacidad para responder posteriormente 
ante un mismo estresor más potente".  

En este caso, ese estresor débil sería el aumento de temperatura interna que se 
obtiene tras colocar el aplicador del aparato (de radiofrecuencia) sobre la zona de la 
piel que se va a tratar. Este simple hecho hace que se pongan en marcha los procesos 
descritos anteriormente y otros que sigue enumerando el doctor: "El organismo 
responde a este estresor -es decir, al aumento de temperatura- por medio de, entre 
otros elementos, las proteínas de choque térmico que son unas proteínas, en principio 
intracelulares, que la célula fabrica para protegerse de ese estrés. A través de un 
complejo sistema de señales tanto intra como extracelulares esas proteínas forman 
una especie de escudo protector de tal manera que cuando el mismo estresor vuelve a 
actuar con más potencia sobre la célula ésta se encuentra ya preparada y puede 
resistir con menos daño a dicho estresor". El mismo experto afirma que ésta sería la 
explicación de la evidente utilidad de este sistema ya que, por un lado, el aumento de 
temperatura que se consigue con él estimula a las proteínas de choque térmico a lo 
que los fibroblastos responden aumentando la producción de colágeno y, por el otro, el 
propio campo electromagnético que lleva asociado el aparato parece también estimular dichas proteínas. Esta capacidad fisiológica sería lo que le convertiría en un 
sistema único que incluso aplicado en dosis muy bajas provoca respuestas interesantes 
desde el punto de vista de su utilidad en el tratamiento de diversos trastornos 
estéticos. 
Leer Más

La radiofrecuencia explicada científicamente

 “Cuando aplicamos el equipo sobre la piel -explica el experto sevillano en Electrónica 
Manuel Mayo- se produce una resistencia de nuestros tejidos al paso de la 
radiofrecuencia. Esta resistencia hace que se produzca una elevación interna de la 
temperatura tisular. ¿La causa? Que el organismo envía sangre a la zona produciendo 
una leve hipertermia.  
Y como todo el mundo sabe la respuesta al calor de un tejido es la vasodilatación, la 
apertura de capilares, el aumento del flujo capilar, la mejora del trofismo tisular, la 
reabsorción de los líquidos intercelulares excesivos y el incremento de la circulación.  

Este aumento circulatorio de la zona tratada con la Radiofrecuencia hace que la sangre 
traiga consigo una mayor cantidad de oxígeno y que arrastre y contribuya a eliminar un mayor número de toxinas que están afectando a los tejidos y, por supuesto, a la piel". 

Elevación de temperatura interna que produce otros efectos inmediatos: "La 
hipertermia local -agregaría Mayo- produce la disminución de la viscosidad de los 
líquidos y coloides orgánicos lo que facilita los intercambios iónicos en el interior del 
organismo.  
Otro efecto también inmediato del calor es la contracción del colágeno lo que inicia la 
reparación y remodelación del colágeno profundo. Esto acaba produciendo una 
reafirmación de la piel y una reducción evidente de las arrugas, descolgamientos y 
otros signos de envejecimiento cutáneo, efectos que se parecen mucho a los obtenidos 
con un lifting quirúrgico".  
"La flacidez, las arrugas y otros signos de envejecimiento -nos diría- aparecen cuando 
el mecanismo de regulación metabólica pierde su capacidad automática de equilibrio. 
El bloqueo de dicho mecanismo se puede producir por múltiples causas, una de las 
cuales es el envejecimiento.  
Los efectos producidos por el paso de la señal de radiofrecuencia favorecen de forma 
muy significativa la homeostasis colaborando así al retorno al estado de equilibrio, y 
consecuentemente, al rejuvenecimiento de la zona tratada" 
Para obtener estos efectos la Radiofrecuencia genera ondas de radiofrecuencia con una 
potencia aproximada de cien vatios y una frecuencia de un megahercio. "El sistema 
que hemos ideado -afirma Manuel Mayo- es un equipo de alta frecuencia conducida. 
El aparato es un procedimiento de hipertermia por conversión de energía eléctrica en 
calor interno que utiliza corrientes alternas de frecuencia muy elevada por lo que está 
indicado en los casos en que se requiera una hipertermia enérgica y de efecto muy 
localizado" 
Continuaría Mayo explicándonos que se utilizan altas frecuencias porque a frecuencias 
bajas -incluso con potencias muy reducidas- pueden producirse efectos de excitación 
muscular o fibrilación cardiaca. "Por esa razón -proseguiría-, como para producir la 
hipertermia es precisa una intensidad alta lo idóneo es emplear frecuencias elevadas. 
De ahí que seleccionáramos la frecuencia de un megahercio para este aparato: porque 
es suficientemente alta para no producir los efectos no deseados nombrados 
anteriormente y porque es suficientemente baja como para que no se produzca una 
dispersión de la señal que pudiese emigrar a zonas alejadas del sitio de tratamiento.  
Además utilizamos una corriente alterna que, por serlo, no manifiesta efectos 
electrolíticos, es decir, no produce quemaduras electrolíticas". 
Leer Más